PROHIBIDO OLVIDAR

A veces oigo una canción que me deja enganchado y me recuerda que estoy vivo.

¡¡¡¡¡Yo soy un enamorado de América Latina"!!!!!

Siempre me ha fascinado ese mundo... "Cien años de soledad"... "La guerra del fin del mundo"...
Y hasta en algunas ocasiones he tenido la suerte de poder visitar alguno de estos países, (¡¡de vuestros países, para los que me leéis de por allá!!). Una maravilla de pueblos... de gentes...

Hubo un tiempo en que América Latina era un hervidero de contestación, de inconformismo, de revolución , de deseo de cambio... Igual que ahora, pero... de otra manera.


Reflexión de mi amigo Luis Potes
Era un mundo que clamaba contra la injusticia de la dominación de las dictaduras impuestas a sangre y fuego por el imperialismo norteamericano. ¿Quién no ha conocido o tarareado canciones de Victor Jara? ¿ O de  Carlos Mejía Godoy y los de Palacagüina? ¿Y Ruben Blades? ¡Qué tiempos!

Ahora, con las vueltas que da la vida, sus miserias son nuestras miserias. ¡Y nosotros que nos creíamos tan... del primer mundo...! En otro contexto, saltamos el "charco", pero son las mismas miserias: La dominación y la explotación de los poderosos que quieren y necesitan afianzar su poder.

La historia se repite... siempre para lo malo.

Bueno, aquí os dejo una canción de Rubén Blades, que es lo que me ha motivado esta entrada. Que para el que no lo conozca, es un cantante panameño de "salsa intelectual". Merece la pena seguir su trayectoria.

"PROHIBIDO OLVIDAR". Magnífica canción de 1991, que podría haber sido compuesta para nosotros ayer mismo.






 PROHIBIDO OLVIDAR

Prohibieron ir a la escuela e ir a la universidad.
Prohibieron las garantías y el fin constitucional.
Prohibieron todas las ciencias, excepto la militar.
Prohibiendo el derecho a queja, prohibieron el preguntar.
Hoy te sugiero, mi hermano, pa' que no vuelva a pasar,
¡Prohibido olvidar!

¡Prohibido olvidar!
Prohibido esperar respuestas. Prohibida la voluntad.
Prohibidas las discusiones. Prohibida la realidad.
Prohibida la libre prensa y prohibido el opinar.
Prohibieron la inteligencia con un decreto especial.
Si tú no usas la cabeza, otro por tí la va a usar.
¡Prohibido olvidar!

¡Prohibido olvidar!
Prohibido el derecho a huelga y el aumento salarial.
Prohibieron ir a la calle y al estado criticar.
Prohibieron reírse del chiste de su triste gobernar.
Prohibieron el desarrollo del futuro nacional.
Yo creo que la única forma de darle a esto un final es:
¡Prohibido olvidar!

¡Prohibido olvidar!
Prohibieron los comentarios sin "visto bueno" oficial,
Prohibieron el rebelarse contra la mediocridad.
Prohibieron las elecciones y la esperanza popular.
Y prohibieron la conciencia, al prohibirnos el pensar.
Si tú crees en tu bandera y crees en la libertad:
¡Prohibido olvidar!

¡Prohibido olvidar!
Pobre del país donde lo malo controla,
donde el civil se enamora de la corrupción.
Pobre del país alienado por la droga,
porque una mente que afloja, pierde la razón.
Pobre del país que, con la violencia crea
que puede matar la idea de su liberación.
Pobre del país que ve la justicia hecha añicos
por la voluntad del rico o por orden militar.
Cada nación depende del corazón de su gente.
Y a un país que no se vende, nadie lo podrá comprar!
¡No te olvides!

¡No te olvides!




12 comentarios:

Emilio Manuel dijo...

En estos momentos américa latina intenta ir subiendo peldaños, nosotros los estamos bajando.

Saludos

Javier Rodríguez Albuquerque dijo...

Bueno, a nuestra manera haremos el mismo recorrido. Porque fundamentalmente estamos en el mismo lado del tablero de ajedrez. Aunque a menudo nos hayamos creído lo contrario.
Un abrazo.

Katy Sánchez dijo...

Esto se puede aplicar a muchos países, muchas épocas diferentes. Cuando has vivido al menos en varios continentes tienes otra visión más amplia de todo el panorama. Cuando has sido apátrida tus experiencias son diferentes. Pero es cierto que la historia se repite una y otra vez.
Un abrazo

Javier Rodríguez Albuquerque dijo...

Hola Katy:
Efectivamente. Pero quiero creer que algo vamos aprendiendo por el camino, aunque sea poco.
Un abrazo.

Juan L. Trujillo dijo...

Mi pregunta es: ¿donde están nuestros canta autores, esos poetas de la música, esos intelectuales que saben poner notas a las injusticias, que claman por las libertades, que enseñan las miserias de una vida con trampas?.
Se necesitan, a pesar de que quieran demostrar que están pasados de moda.
Un abrazo.

Jose Luis Montero dijo...

Estupenda!!!!

Javier Rodríguez Albuquerque dijo...

Hola Juan:
Me temo que los cantautores al estilo que tu y yo conocemos ya casi ni existen.
Ahora se canta de otra manera a la que apenas llegamos nosotros.
Un abrazo.

Javier Rodríguez Albuquerque dijo...

Hola Jose Luis:
Gracias :-)

LA ZARZAMORA dijo...

Genial!!
Prohibido olvidar, sí.
Y aprender de todas estas lecciones...¿seremos capaces?

Tracy dijo...

Curioso que haya leído esta entrada y haya oído esta canción precisamente cuando está acabando el día de la música.

Javier Rodríguez Albuquerque dijo...

Hola La Zarzamora:
Seguramente sí seremos capaces, pero bastante más lentamente de lo que realmente sería necesario.
Un abrazo.

Javier Rodríguez Albuquerque dijo...

Hola Tracy:
Hay casualidades muy interesantes, verdad?

Publicar un comentario

Después de pulsar PUBLICAR UN COMENTARIO, pulsa TAB hasta ver bien la palabra de verificación. Gracias.