EL PRIMER BOSTEZO DE LOS LUNES (21 de octubre de 2013)







LAS DUDAS QUE TE ASALTAN UN LUNES CUALQUIERA:
"Tengo el cerebro comunicado con el culo. Cada vez que pienso la cago"


 
 GENIOS DE LA VIÑETA: ORTIFUS
www.ortifus.com





CURIOSIDADES DE LA CIENCIA:
 
CUATRO COSAS QUE NO SABÍAS DE LAS SONRISAS

No todas son iguales. No respondemos con la misma rapidez a una sonrisa cortés y educada que a una sonrisa sincera, según revelaba un estudio de la Universidad Bangor (Reino Unido) publicado en la revista Psychological Science. Cuando alguien sonríe con franqueza, de forma espontánea, lo identificamos a mayor velocidad que cuando quien arquea los labios lo hace únicamente por compromiso o cortesía. Además, sensores eléctricos permitieron detectar queante una sonrisa sincera reaccionan ciertos músculos de la boca de quienes las observan que permanecen impasibles cuando la sonrisa no es auténtica. Y los autores lo atribuyen a que supone una recompensa social, que favorece las interacciones, por lo que aprender a anticiparlas cuando aparecen los primeros gestos en el rostro puede resultar una habilidad social positiva y crítica para el ser humano.

Para dejar huella. Arquear los labios para lucir una sonrisa de oreja a oreja puede ayudar a que nos recuerden. Es lo que se desprende de un estudio realizado por científicos del Centro de Neurociencias Cognitivas de la Universidad de Duke (EE UU). En sus experimentos, pidieron a un grupo de voluntarios que observaran fotografías de personas sonrientes y de personas serias, seguidas de sus nombres de pila. Las imágenes del cerebro de los sujetos revelaron que la corteza orbitofrontal y el hipocampo –sede de la memoria- mostraban más actividad cuanto aprendían y recordaban los nombres de los sujetos que sonreían. Nuestras neuronas espejo "desean que recordemos a las personas que han sido amables con nosotros, en caso de que debamos relacionarnos con ellas en el futuro", sugiere Takashi Tsukiura, coautor del trabajo, en la revista Neuropsychologia.

A veces, rejuvenecen. El profesor Theo Gevers, de la Universidad de Amsterdam, y sus colegas han creado en Internet una extensa "base de datos de sonrisas" que les ha permitido averiguar que cuando sonreímos con franqueza aparentamos una edad diferente. Concretamente, las personas mayores de cuarenta años parecen más jóvenes cuando sonríen. Por el contrario, por debajo de los cuarenta una sonrisa puede hacernos aparentar más edad, de tal modo que para parecer jóvenes son preferibles gestos neutros, que no expresen emociones.

Influyen en el estatus social. Un trabajo realizado por la Universidad de Sevilla y publicado en Journal of Oral Rehabilitation reveló que las sonrisas de las personas más influyentes del mundo, elegidas por la revista Time entre 2006 y 2010, comparten ciertas características, como que la encía superior no queda expuesta más de 1 o 2 milímetros, la exposición de los inferiores debe ser menor que la de los superiores y el labio superior debe ser un poco más prominente que el inferior





16 comentarios:

Emilio Manuel dijo...

Mi huella de este lunes, es la del cansancio que tengo encima después de tres días de pasearme la Serranía Gaditana.

Un abrazo.

Juan L. Trujillo dijo...

A) Imitando al Guerra, diré que en las universidades hay gente para estudiar "to"..
B)Siempre suelen sonreír los inteligentes. Los tristes y los perversos suelen ser tristes.
Feliz semana y un abrazo.

Jose Luis Montero dijo...

RECUERDO UN CURSO QUE HICE HACE MUCHOS AÑOS SOBRE LA RISA.....TENDRÍA QUE VOLVER A HACERLO!

Myriam dijo...

Yo te dejo aqui una sonrisa sincera, desde Paris.
Ya sabes que la estoy pasando genial.

Besos
PD.... y por eso de la Primera viñeta, no pienso

Tracy dijo...

Si la sonrisa te sale del alma, te sale como te sale y n te paras a pensar como poner los labios. Si creo que una persona que sonríe aparenta menos edad, siempre.

Javier Rodríguez Albuquerque dijo...

Hola Emilio Manuel:
Ya quisiera yo poder presumir de ese tipo de cansancio. :)
Un abrazo.

Javier Rodríguez Albuquerque dijo...

Hola Juan:
La sonrisa tiene que venir de serie :)
Un abrazo.

Javier Rodríguez Albuquerque dijo...

Hola Jose Luis:
Ese tipo de cursos hay que repetirlos a menudo, más que nada por "mantenimiento.
Un abrazo.

Javier Rodríguez Albuquerque dijo...

Hola Myriam:
Seguro que la tuya es de las más amplias en este momento.
Un beso.

Javier Rodríguez Albuquerque dijo...

Hola Tracy:
Ya sabes que la ciencia se mete con todo.
Cosas de la ciencia.
Un abrazo.

Katy Sánchez dijo...

Bueno bueno, creo que no es necesario tanta explicación. Una sonrisa franca, sincera y que brota desde dentro es lo que vale. Me has hecho recordar al marido de una amiga que se separaron poco después y ya no están en este mundo, le dijo a su mujer que "tenía sonrisa de hiena"
Mejor no analizar:-)
Un abrazo y mi mejor sonrisa para ti.

Javier Rodríguez Albuquerque dijo...

Hola Katy:
Pues no, porque lo de "sonrisa de hiena" no quiero ni imaginármelo.

Fernando Lopez Fernandez dijo...

Muy bueno Javier y lo de la risa me ha encantado, ya sabes que me dedico en parte a ello. Un abrazo

Javier Rodríguez Albuquerque dijo...

Hola Fernando:
Es lo bueno de tu profesión, que puedes estar todo el día sonriendo :)
Un abrazo.

Luis Carlos Bonilla Sandoval dijo...

Sonreír y hacerlo de oreja a oreja, es lo mejor que nos puede pasar, es el mejor contagio que podemos transmitir.
Y del lunes...es un enero de 24 horas, el resultado de la nostalgia que sentimos los domingos cuando todo aquello que nos hizo sonreír el fin de semana se termina.
He comenzado a seguirte. Muy bueno tu blog.
Te invito a que pases por mi espacio.
Un abrazo,
Luis Carlos
Saudades da volta/colordelamadera.blogspot.com

Javier Rodríguez Albuquerque dijo...

Hola Luis Carlos:
Muchas gracias y bienvenido.
Un abrazo.

Publicar un comentario

Después de pulsar PUBLICAR UN COMENTARIO, pulsa TAB hasta ver bien la palabra de verificación. Gracias.